El líder mejora a su equipo de trabajo

Un jefe coordina, manda, organiza. Sabe conducir a su equipo de forma correcta para sacar adelante un trabajo. Un líder y un jefe no son iguales. No se puede ser un buen líder sin ser un buen jefe, pero no basta ser un buen jefe para ser un líder. Porque el líder es capaz de mejorar a su equipo de trabajo.

Es necesario además tener unas cualidades humanas que nos ayuden a empatizar con el equipo que dirigimos. Un líder consigue sacar la mejor versión de cada trabajador, de motivarlos para dar lo mejor de cada uno. Pero sin quemar a los profesionales bajo su mando.


Artículos recomendados en nuestras webs:

  • ¿Conoces el SMarketing?
  • Para superar expectativas primero hay que conocerlas
  • Guía para vender con éxito en Instagram
  • Los países del mundo con mayor porcentaje de mujeres emprendedoras
  • La guia de Twitter para agencias y profesionales del marketing
  • Estilo del emprendedor Zorro, el más analítico
  • En lo que se debe concentrar El Nuevo Entrepreneur
  • Marketing de afiliación: el negocio que hace rico a Amazon
  • Lanzan un crowdfunding para impulsar el acceso de las mujeres a empresas tecnológicas
  • Conocerse a uno mismo
  • No puedes tener más comerciales, pero si hacer que los clientes te recomienden
  • Como conseguir milesde suscriptores en Youtube
  • Alibaba vs. Amazon: así es la batalla en 2019 de los gigantes del ecommerce
  • A pesar de todas las críticas, los influencers se llevan cada vez una parte mayor de los presupuestos de marketing y publicidad
  • Tips para el éxito personal y profesional

Hay líderes reconocidos que han conducido a sus empresas al éxito, que hemos visto como su grado de exigencia era tan alto que quemaba a sus empleados. Y es un problema, se pueden renovar el equipo cuando ya es imposible ilusionar al trabajador, pero es un error.

Un líder también hace que sus empleados crezcan como profesionales. Esta es la clave para añadir valor a nuestra plantilla. No se trata de exprimir los recursos humanos, para una vez agotados buscar nuevas soluciones. El objetivo es mantener motivados a los empleados y para ello hacer que mejoren a nivel profesional, que tengan ilusión es clave.

El buen líder no solo tiene que inspirar, sino también debe transformar su equipo para que la empresa no solo tenga mejores resultados, sino que sus recursos humanos sean cada vez más valiosos. Y no es un trabajo fácil, poner el trabajo de cada uno en valor y saber motivarlos, formarlos o inspirarlos para que mejoren profesionalmente.

Y tiene que saber dejar marchar a los empleados cuando ha llegado su momento. Hay compañías que no paran de formar profesionales, pero que en un momento dado, saben que saldrán y serán piezas cotizadas en otras empresas. El prestigio que les da haber trabajado bajo el liderazgo de tal responsable les abre puertas en otras organizaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *